martes, diciembre 12, 2006

SIGO TRAGANDO AGUA

Aunque parezca mentira sigo tragando agua, no sé si podré llegar a Roth con el estómago en condiciones, todos los lunes miercoles y viernes después de la piscina hago unos ruidos muy raritos me da a mí que está influenciado por el agua que trago, jajaja.

Ayer los chicos del Club de natación que invitaron a que nadara yo sólo en media calle, por supuesto acepté, lo que pasa es que es tanto tiempo nadando por la derecha que sin querer me pasaba a la izquierda, por lo que parecía un kamikaze, me llevé a dos por delante, eso sí, en el choque estoy hecho un toro pues los que más se dolieron fueron ellos, será porque llevaba aletas o las palas,jajaj , no lo sé, lo que está claro es que ahora me respetan más y me miran con temor, ya era hora coñio, he de reconocer que tengo una pequeña herida en el labio inferior, pero no es nada con los abandonos de dos zagales de más de 1,90 de altura y una espalda del copón, tengo que hacerme respetar por lo civil o por lo criminal.Me da la impresión que por momentos se me vá la cabeza de tanto ir y venir, todavía me quedan 6 meses, no sé, no sé, por cierto tendré que empezar a nadar con el traje de neopreno pues aún no lo he utilizado, bueno sí, este verano en la playa de San Pedro del Pinatar, pero como estaba acostumbrado a tragar agua con cloro, pues como que me sentó mal el agua con sal por lo que trás nadar 15 minutos que tuve que retirar y aún no lo he vuelto a usar.

1 comentario:

xarli dijo...

¡ánimo compañero! Llegará el día en que las piscinas se llenen de "yintonis", y entonces saldrá uno de la piscina también dando tumbos, pero no del mareo propio del esfuerzo, sino de una cogorza monumental del 7.

En fin, a ver como te las apañas fuera del medio acuático, el domingo en la media de Aspe, sin tu escudero y personal "crono-man", ese que tuviste la dicha de contar gratis en Lorca y que escribe más que corre.

¿Mejorarás tu tiempo? Si así fuera me quitaré el sombrero, pero antes devuélveme el chándal, que sin sombrero y sin chándal se me está quedando vacío el armario (y no es porque estuviera yo antes metido, que conste)